Connect with us

Política

José Ramón Andreu Zermeño de CV DIRECTO ya esta en la cárcel por fraude

Publicado

En

AFEMEX

Loading

El pasado martes 24 de octubre fue detenido en la Ciudad de México el empresario José Ramón Andreu Zermeño, socio minoritario y hasta ese día director de la mayor comercializadora de productos del país CV DIRECTO, acusado de fraude, extracción ilegal de recursos, documentos y dispositivos electrónicos para efectuar operaciones bancarias y de asalto a su bodega.

En el pleito legal de CV Directo, que ha trascendido desde hace unos días, el nombre de José Ramón Andreu Zermeño sale a flote, pues es quien está detrás de las amenazas contra Luis Epelstein Rapaport y Samuel Epelstein Mussan, socios mayoritarios de la firma que desde hace casi 27 años lidera la producción y transmisión de infomerciales televisivos en México.

A principios de 2023, los Epelstein recibieron un ultimátum por parte de José Ramón Andreu Zermeño, quien consideró que ya no debían ser accionistas de la empresa, por lo que les propuso adquirir sus títulos a un costo 50% menor de su valor real. Esto, con el objetivo de quedarse con la compañía. Al no aceptar la oferta, Luis y Samuel fueron amenazados de que serían afectados hasta que accedieran a vender sus acciones.

La historia entre Luis Epelstein Rapaport, Samuel Epelstein Mussan y José Ramón Andreu Zermeño inicia en 2018, cuando éste último se acerca a los dos primeros para adquirir un porcentaje de la compañía de infomerciales. Lo hizo con engaños, pues acababa de terminar su relación laboral con Innova, el principal competidor de CV Directo, por lo que tenía la obligación de cumplir con un acuerdo de no competencia.

José Ramón Andreu Zermeño se incorporó a la empresa desde 2019 como director financiero. Venía de Innova, la competencia más fuerte de CV Directo. Tiempo después adquirió un porcentaje minoritario de acciones junto con su madre Karla Beatriz Zermeño García, Hugo Pérez Pla y María del Pilar Cruz Robayo. De esta forma se asociaron con los accionistas mayoritarios de Suave Fácil S.A. de C.V., Luis Epelstein Rapaport y Samuel Epelstein Mussan, padre e hijo. Con el paso del tiempo se le encomendó a Andreu Zermeño la dirección de CV Directo y él, a su vez, nombró para la dirección de Mercadotecnia y la conducción de algunos de los infomerciales a María del Pilar Cruz Robayo contra quien se ha librado también orden de aprehensión, pero continúa prófuga de la justicia.

Al momento de adquirir inicialmente el 25% de las acciones, Ramón Andreu designó a su madre, Karla Beatriz Zermeño García, como accionista de la empresa para no romper las obligaciones que él adquirió al salir de Innova. Para asegurar que CV Directo contará con una operación normal y buenos resultados, Luis y Samuel aprobaron la situación.

A partir de ese momento, Karla Beatriz Zermeño García se convirtió en Tesorera del Consejo de Administración, esto es; en la persona que debería supervisar y analizar los movimientos financieros de la empresa. La operación de la compañía marchaba sin contratiempos, incluso se generaron resultados muy positivos y como lo establece la ley, los accionistas celebraron anualmente las correspondientes Asambleas Generales, a cada una de las cuales acudió la totalidad de los accionistas y por unanimidad de la totalidad de los votos se aprobó cada año- el informe del Consejo de Administración y la totalidad de los movimientos financieros de la empresa, dicho Consejo está presidido por Luis Epelstein Rapaport, tiene a Samuel Epelstein Mussan como Secretario y a Karla Zermeño García, madre de Ramon Andreu, como tesorera, cargo que mantiene hasta la fecha.

De esta forma, es evidente que todos los participantes estaban de acuerdo con la información relacionada a los estados de resultados de la compañía y con los movimientos financieros de la empresa, incluyendo créditos contraídos y uso de los recursos.

Ramón Andreu recurrió a las amenazas para quedarse con CV Directo. Sin embargo, Luis Epelstein Rapaport y Samuel Epelstein Mussan no cedieron, por lo que se inició un proceso legal entre dos grupos: los accionistas mayoritarios, al que pertenecen los Epelstein; y el de minoritarios, integrado por Karla Beatriz Zermeño García, María del Pilar Cruz Robayo y Hugo Pérez Pla, el grupo de prestanombres liderado por Andreu.

El empresario Ramón Andreu saltó a la escena nacional en 2010 cuando golpeó a Pablo Muñoz de Cote, fundador de Marcas de Renombre, y que derivó en el cumplimiento de una medida cautelar por dos años, debido a la magnitud de las lesiones que le provocó.

Andreu Zermeño acusó a su vez a los Epelstein de administración fraudulenta, abuso de confianza, daño patrimonial contra la firma y la obtención de créditos bancarios con cargo a la compañía, sin el consentimiento del consejo de accionistas. Y es que resulta que esos presuntos malos manejos dieron lugar a que CV Directo entrara en un proceso de venta al complicarse su situación financiera. La compraventa de acciones entre mayoritarios y minoritarios fue una propuesta para solventarla, pero ambas partes se acusaron de presionar para negociarlas 60 por ciento por debajo de su precio real.

La detención de Andreu Zermeño parece colocar en un punto de solución la controversia jurídica en esta empresa que tiene cerca de 27 años liderando la producción y contratación de pautas de transmisión de infomerciales televisivos en el país, que da trabajo a más de 800 personas más todos aquellos que se suman en la cadena productiva con una derrama económica muy importante para los medios de comunicación electrónica.

La expectativa es que terminadas las controversias y retomadas sus actividades de manera normal tras esta etapa de intereses y ambición por el control de una empresa enormemente productiva, la justicia determine, si en efecto Andreu y Cruz Robayo cometieron las irregularidades de las que se les acusa a la sombra de sus posiciones directivas.

EN LA MIRA ABRAHAM PONCIANO, NESTOR JIMENEZ Y KARLOS ELIZONDO

Aun pendiente, siguen en la mira de la justicia los prófugos Nestor Jimenez y Karlos Elizondo, de AFEMEX. A esta lista se le podría sumar el nombre de Abraham Ponciano. Enfrentan cargos de fraude, delincuencia organizada, robo y otros cargos que son perseguidos de oficio.

Ultima Palabra

Continue Reading
Haz un comentario

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Trending