Connect with us

Dinero

FMI ‘toma la delantera’ de organismos confiables sobre economía mexicana

 0 total de visitas

Según las expectativas del organismo, será hasta 2024 cuanto el Producto Interno Bruto (PIB) del país supere los niveles previos a la pandemia, e incluso el nivel del 2018.

Publicado

En

 1 total de visitas,  1 visitas de hoy

El Fondo Monetario Internacional (FMI) recortó sus estimados para la economía mexicana a 2.1 por ciento en 2022, una baja de 0.3 puntos porcentuales respecto al previsto seis meses atrás para 2022. En tanto, para el 2023, la previsión se mantuvo sin cambio en 1.2 por ciento, el crecimiento más débil entre las últimas actualizaciones de pronósticos de los organismos internacionales.

Los movimientos que hizo el organismo en su actualización de estimados sobre la economía mexicana estuvieron ligados a los ajustes aplicados para el PIB de Estados Unidos. Para ambos recortó los pronósticos para 2022, para Estados Unidos en 0.7 puntos porcentuales a 1.6 por ciento y para México en 0.3 puntos porcentuales a 2.1 por ciento. Asimismo, para el 2023 los mantuvo sin cambios respecto a su anterior informe Perspectivas Económicas Mundiales de seis meses atrás, en 1.0 y 1.5 por ciento, respectivamente.

“La disminución de la renta disponible real continúa afectando la demanda de los consumidores, y las tasas de interés más altas están teniendo un impacto importante en el gasto, especialmente en el gasto en inversión residencial”, señala el informe sobre las perspectivas de Estados Unidos.

En este contexto, los pronósticos del FMI apuntan a que la economía mexicana registrará en la actual administración un crecimiento de apenas 0.3 por ciento en promedio, por año, mucho menos que el 2.4 por ciento del sexenio anterior, y el más bajo desde el periodo de Miguel de la Madrid, cuando presentó un avance similar.

Según las expectativas del organismo, será hasta 2024 cuanto el Producto Interno Bruto (PIB) del país supere los niveles previos a la pandemia, e incluso el nivel del 2018.

Para este año, el FMI espera que la economía mundial crezca 3.2 por ciento con una inminente desaceleración hacia el próximo año con sabor a recesión, al recortar sus pronósticos del PIB a 2.7 por ciento para 2023, 0.2 puntos porcentuales menos de lo previsto en julio, y el crecimiento más débil desde la desaceleración mundial del 2001, salvo las crisis financieras mundiales y de Covid-19.

“Lo peor está por venir, y para muchas personas 2023 se sentirá como una recesión”, señala el informe publicado por el FMI, en el que identifica a las crecientes presiones sobre los precios como la amenaza más inmediata para la prosperidad actual y futura, al reducir los ingresos reales y socavar la estabilidad macroeconómica.

Continue Reading
Haz un comentario

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Trending